Noticias

EL TRAUMA DE SOBREVIVIR

Canessa: «Esas 33 personas nunca más serán las mismas»
Para el sobreviviente de la tragedia de los Andes, los mineros experimentarán un renacimiento

MONTEVIDEO:- Subido a un avión, minutos antes de despegar para volar sobre América del Sur, por encima de una cordillera que tan bien conoce, el médico uruguayo Roberto Canessa leía anoche en voz alta, línea por línea, una emotiva reflexión sobre el drama de los mineros chilenos.

Roberto Canessa
Roberto Canessa

Canessa tiene amor especial por el pueblo de ese país porque en Chile volvió a nacer en 1972, como protagonista principal del denominado Milagro de los Andes. Era un joven estudiante de medicina y jugador de rugby cuando el avión con 45 personas en el que viajaba se estrelló en la cordillera de los Andes.

La búsqueda de sobrevivientes de ese vuelo terminó días después por considerar prematuramente que estaban todos muertos. Pero, a los 72 días de la tragedia, 16 sobrevivientes fueron rescatados luego de que dos de ellos emprendieran una imposible caminata de una semana y media por los picos hasta encontrar un hombre, al que le arrojaron un manuscrito pidiéndole ayuda. El mundo se rindió de asombro.

A casi a 38 años de aquella epopeya, el hallazgo de los mineros hizo inevitable la referencia al milagro de 1972. En el Aeropuerto de Bogotá, mientras esperaba abordar el avión de regreso, Canessa recibió la noticia de que los mineros chilenos estaban con vida. Había asistido a un congreso de cardiología para niños en Bucaramanga; cuando LA NACION le informó del hallazgo, él expresó alegría y una lluvia de preguntas sobre la situación de los mineros.

‘Hay un cordón umbilical entonces’, dijo, en referencia a la vía de comunicación utilizada entre los mineros y los rescatistas.

Aceptó la propuesta de escribir una columna con sus reflexiones sobre el episodio y pidió que le enviaran información vía e-mail , mientras buscaba en el aeropuerto un lugar para abrir la laptop y conectarse a Internet.

Pasaban los minutos y la columna no llegaba. Algunas llamadas telefónicas rebotaron con esos mensajes grabados acerca de la imposibilidad de conexión, pero finalmente pudo atender. ‘Ahora ya estoy en el avión, y parece que casi listos para el despegue’, dijo al disculparse por no poder cumplir con la entrega.

-¿Pero llegó a escribir algo?
-No toda…, respondió Canessa mientras la voz del comandante del vuelo se colaba en la conversación telefónica con la capital uruguaya.

‘Me gustaba escribir algo con el título ‘El cordón umbilical’ , porque al ver cómo llegan a ellos, cómo ellos reciben la esperanza de vida, me dio esa imagen’, dijo. Paralelismo

‘Este grupo de vida aislado, esas 33 personas, se conectan con la civilización, gracias a la tecnología, por un cordón umbilical que les envía oxígeno y que recuerda mucho al bebe cuando depende de su madre, cuando está en el útero de la madre. Ese cordón va a ir tomando volumen para poder darles alimentos, agua y comunicación’, leyó Canessa desde el avión, emocionado por el suceso pero posiblemente un poco incómodo ante el entorno de pasajeros que escuchaban la conversación.

‘Aparentemente el parto no va a ser hasta dentro de unos meses y van a volver a la vida como «treintaytresllizos», en el parto múltiple más impresionante de la humanidad’, expresó.

‘A mí, que estuve dentro de una especie de pozo natural, me tocó comprender cómo a uno lo desespera esa situación. Sentís que las fuerzas se te van agotando y añoramos poder conectarnos a la vida común’, agregó Canessa.

Y leyó otro párrafo del borrador de su columna: ‘El hilo de vida que les ha llegado por la tecnología chilena a esta gente que está enterrada en vida es un ejemplo de la solidaridad humana y de los límites a los que puede llegar el hombre cuando trabaja solidariamente’.

Canessa dijo que quería hacerles llegar sus ‘felicitaciones a todos estos chilenos que están rescatando a esos hermanos sepultados’, y advirtió: ‘Cuando salgan a la luz va a ser el parto más emocionante del mundo’. Pero también subrayó: ‘Esas 33 personas que convivieron ya 17 días, nunca más serán las mismas personas que fueron, porque habrán aprendido cuáles son los verdaderos valores de la vida’.

Recomendó releer el libro de Pablo Vierci con entrevistas a todos los sobrevivientes de Los Andes, porque ahí se habla de esa ‘sociedad de la nieve’ que se generó en el grupo.

‘A partir de estos mineros se va a crear una sociedad nueva con vínculos especiales entre las personas’, dijo Canessa, obligado a apagar el celular cuando su avión se preparaba para levantar vuelo.

LAS CLAVES DEL OPERATIVO

-¿Cómo se contactaron los equipos de rescate con los mineros?
-Después de que las máquinas perforadoras alcanzaron el lugar donde se refugian los mineros, éstos enviaron un mensaje dentro de un plástico en el que confirmaban que estaban a salvo.

-¿Hay imágenes de los mineros?
-Una cámara de televisión montada en una sonda subterránea logró captar parcialmente las caras de algunos de los mineros. Tanto el presidente Sebastián Piñera como los familiares de los trabajadores pudieron ver las imágenes. Según el mandatario, tenían los torsos desnudos, posiblemente debido al calor, y saludaban agitando los brazos.

-¿Cómo supieron los rescatistas que los mineros están bien?
-El minero Mario Gómez, de 63 años, el más veterano del grupo, hizo llegar, atada a las barras de la sonda perforadora, una carta a su familia y a los rescatistas, en la que relataba que el grupo contaba con agua en el refugio. Además, dijo que hicieron uso de vehículos en el interior de la mina para tener luz, y que también utilizaron una retroexcavadora para recoger agua.

-¿Cuáles son los siguientes pasos?
-Los rescatistas se preparaban anoche para enviar a los mineros pequeños tubos de plástico, denominados ‘palomas’, equipados con glucosa, agua mineral enriquecida y otros artículos de supervivencia. Además, se les enviarán linternas y equipos de comunicación.

-¿Cómo se realizará ahora el rescate?
-Los mineros serán evacuados a través de un hoyo de 70 centímetros de diámetro, que se hará ampliando el hoyo ya existente de 8 centímetros que hizo la sonda. Los mineros limpiarán los escombros de las excavaciones y luego serán evacuados ‘uno por uno’ a través de una cuerda.

-¿Cuánto tiempo llevará sacarlos de la mina?
-Según el jefe del operativo de rescate, Andrés Sougarret, las tareas de rescate se demorarán alrededor de cuatro meses, debido al riesgo de un colapso.

‘LA SEGURIDAD EN LA MINA FUNCIONO’

SANTIAGO, Chile (EFE).- Luego del hallazgo con vida de los 33 mineros atrapados en el yacimiento chileno San José, uno de los dueños de la mina afirmó ayer que los sistemas de seguridad para preservar a los trabajadores funcionaron correctamente. ‘Los elementos de seguridad estaban previstos para un momento como éste y se pudieron usar’, dijo Alejandro Bohn, que, junto con su socio Marcelo Kemeny, ha sido acusado por familiares, parlamentarios y autoridades por la falta de seguridad en esa explotación.

CRONOLOGIA

5 de agosto: Un derrumbe a unos 400 metros de profundidad en el yacimiento de San José deja atrapados a 33 mineros.

8 de agosto: Nuevos derrumbes ocurridos complicaron la opción de un rescate directo a través de un ducto de ventilación.

12 de agosto: Al cumplirse una semana del derrumbe, el ministro de Minería, Laurence Golborne, reconoce que las posibilidades de encontrar con vida a los mineros son bajas.

19 de agosto: Una de las máquinas de sondaje supera los 700 metros de profundidad pero no halla el refugio.

22 de agosto: Una perforadora logra llegar hasta los 688 metros, cerca del refugio, y luego de algunas horas logra contactar a los mineros.

Nelson Fernández
Corresponsal en Uruguay

Fuente: www.lanacion.com

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Coronavirus