DeportesLa Ciudad

TENIS: A MACRI NO LE CEA BIEN MARY TERÁN DE WEISS

Pese a la Ley Nº 2.502/07 (por la cual se denominó «Mary Terán de Weiss» al Estadio ubicado dentro del Parque Roca de Villa Soldati, propiedad del Gobierno porteño), votada unánimemente en la Legislatura porteña, a los reclamos de familiares y distintas organizaciones sociales y políticas desde el año 2008 y al Dictamen Nº 230/11 del Inadi (ante un juicio por discriminación política y de género presentado por el CEID) del 30 de agosto 2011, por la cual el organismo contra la discriminación le «sugiere al Sr. jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires se refiera al Estadio Multipropósito por su nombre Mary Terán de Weiss e inste a la difusión y al reconocimiento de la trayectoria e historia de la Sra. Mary Terán de Weiss», el jefe de Gobierno Mauricio Macri hace oídos sordos a su deber.

Y las entradas emitidas para los partidos de la Copa Davis a jugarse entre el 6 y 8 de abril próximo, donde Argentina enfrentará a Croacia, son una muestra palpable de lo que afirmo en esta nota.

Mary Terán de Weiss
Mary Terán de Weiss

Digo que es falso el nombre (y a su vez mal intencionado) porque en los tickets dice claramente «Estadio Parque Roca» y no su verdadero nombre. Las entradas anteriores a la construcción de este estadio, en la participación de Argentina en la Copa Davis en nuestro país, no decían «Estadio Parque 3 de febrero» refiriéndose al lugar donde esta ubicado el Buenos Aires Lawn Tenis Club (ahora llamado Billoch Caride), sino que muy claramente decían Estadio Lawn Tenis Club. Lo mismo que en el año que se jugó en River Plate. O cuando se disputó la final de la Copa Davis de 2008 en el «Estadio Polideportivo Islas Malvinas» de Mar del Plata.

Ante estas evidencias me pregunto ¿por qué el jefe de Gobierno, los dirigentes del tenis argentino y algunos periodistas se niegan a respetar la memoria de la inolvidable ex tenista Mary Terán?

¿Tanto puede influenciar ser testigo de casamiento del jefe de Gobierno, como es el caso del actual presidente de la Asociación Argentina de Tenis (AAT), Arturo Grimaldi? ¿Aún más que su actual ministro de Educación, Esteban Bulrrich, quien colocará en un acto público la placa con el actual nombre del estadio en febrero de 2008?

¿Cómo es posible que los dirigentes del tenis quieran omitir a quien fuera la número uno del país en 1941, 1944, 1946, 1947 y 1948? Sin contar que ganó dos medallas de oro y una de bronce en los Primeros Juegos Deportivos Panamericanos disputados en Buenos Aires en 1951 y ser la primera tenista mujer argentina en estar entre las 10 principales jugadoras del mundo.
Todo esto es sólo porque Mary fue mujer y una auténtica peronista, y que pese a las persecuciones (a partir de 1955), exilios forzados, incautación de todos sus bienes, intentos de asesinatos y difamación, ella nunca renegó de su ideología y de su amor al tenis y a la Patria.

Pero la justicia tarde o temprano llegará. Y como nombre del estadio, con el tiempo, las nuevas generaciones utilizarán el que corresponde, el verdadero, el designado por un proyecto de la diputada Ana Suppa y el «voto» de la democracia: Mary Terán de Weiss.

Por Víctor F. Lupo: dirigente del Movimiento Social del Deporte (MSD). Autor de los libros «Historia Política del Deporte Argentino» y «100 Ídolos Porteños» con Horacio del Prado.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Coronavirus