EleccionesGobierno NacionalLa Ciudad

LA BOLETA ELECTRÓNICA DEBUTÓ SIN PROBLEMAS

El sistema de Boleta Electrónica debutó sin problemas y buena aceptación de la gente

La mayoría de los porteños destacaron la «rapidez y facilidad» del sistema. La posibilidad de la implementación a nivel nacional.

Tras más de dos meses de denuncias por supuestas fallas en el sistema, la Boleta Electrónica debutó en la Ciudad de Buenos Aires con una respuesta positiva de los porteños, que en su mayoría destacaron la facilidad y rapidez de la votación.

Durante toda la jornada de la elección, los votantes expresaron su satisfacción con el nuevo sistema en los centros de votos y a través de las redes sociales y no se registraron incidentes o problemas de gravedad con las máquinas.

Un sondeo realizado hoy por la Defensoría del Pueblo porteña a 6600 vecinos a la salida de los centros de votación destacó que casi el 70 por ciento de los votantes consideraron “más ágil” el sistema de sufragio y que “más del 65 por ciento” votó en menos cinco minutos.

Más allá de eso, en algunos casos se informó que las máquinas de votación se trababan, pero eran rápidamente arregladas por los técnicos asignados por la empresa MSA para asistir en caso de problemas.

Además, durante la tarde, el frente ECO realizó un pedido para verificar que los CDs utilizados en las máquinas fueran los autorizados por la Justicia. Los auditores respondieron con un protocolo diseñado por la Facultad de Ciencias Exactas de la UBA, según el cual se realizaron verificaciones al azar en máquinas de La Boca, Floresta y Villa Pueyrredón y los fiscales de Lousteau desistieron con la inspección.

Por eso, desde el PRO podrían festejar hoy una doble victoria: al triunfo de Horacio Rodríguez Larreta, se suma el éxito de la implementación del sistema en todo el territorio de la Ciudad de manera simultánea, a diferencia de la provincia de Salta, donde el mismo sistema se introdujo gradualmente a lo largo de tres elecciones.

“En Salta el sistema se implementó gradualmente porque era una tecnología que se fue mejorando con el tiempo, pero además por una cuestión de acostumbramiento de la logística y de escrutinio para el Tribunal Electoral”, explicó a LPO Nicolás Deane, director de Relaciones Institucionales de MSA, la empresa que ganó la licitación para la implementación del sistema.

La jornada también terminó por desestimar las denuncias de que no se había dado tiempo suficiente para la capacitación de los encargados de la fiscalizar: la eliminación del cuarto oscuro y la nueva modalidad de votación a pocos metros y a la vista de las autoridades de mesa y los fiscales volvió imposible prácticas como el robo de boletas o la adulteración de las máquinas, que expertos en seguridad informática venían denunciando en las últimas semanas.

El éxito de la experiencia disparó las expectativas de una posible implementación en otros distintos del país e incluso a nivel nacional, para las PASO de agosto o, más realísticamente, para las generales de octubre.

Según Deane, con el sistema actual, “en provincia de Buenos Aires, un partido que quiere ganar debe imprimir por lo menos 4 o 5 boletas por elector, o sea casi 40 millones de boletas. El costo por cada mil boletas, por cada categoría, está establecido por la Dirección Nacional Electoral en 132 pesos”. Es decir, con 6 categorías (presidente, legisladores del Parlasur, diputados nacionales, gobernador, legisladores provinciales e intendente) un partido debe gastar más de 30 millones de pesos para garantizar el suministro de boletas.

Se trata de un costo prohibitivo para los partidos chicos, que se elimina completamente con la boleta única, facilita la fiscalización y garantiza que todos los partidos participen en igualdad de condiciones.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Coronavirus