Comuna 8

Contaminación en el Lago Soldati

Vecinos de los barrios Piletones y La Esperanza, de la Comuna 8, denuncian el mal estado del Lago Soldati, mientras que un estudio confirmó que se encuentra contaminado y que su situación empeoró con relación a las mediciones realizadas un año antes.

La Agencia de Protección Ambiental, encargada de estudiar la calidad del agua del lago, destacó que “se detectó una elevada presencia de sólidos y vegetación. Puede obedecer a diferentes causas, sobre todo presencia de materia orgánica en el cuerpo de agua, como basura, detergentes y residuos cloacales”.

A su vez la Coordinación de Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Defensoría solicitó a la Agencia que se tomen nuevas muestras en distintos lugares del Soldati y de esta manera poder conformar un diagnóstico consistente y comprender las razones por las cuales se encuentra contaminado.

El titular dicha área de la Defensoría, Hernán Inviernizzi, señaló que «el resultado no solamente arrojó que no es apta para consumo humano, sino que tampoco es apta para deportes y actividades recreativas. Lo que detectamos en esos análisis es que hay presencia de orgánicos, de materia fecal, detergentes y otros. Esto produce que se desarrollen bacterias que son peligrosas para la vida humana. Además detectamos la presencia de metales, como aluminio. Cuando el año pasado no había y ahora hay en una proporción bastante importante. Presumimos que esto debe a la presencia cercana de talleres clandestinos y que disponen residuos tóxicos». 

Inviernizzi, contó que actualmente se encuentran reclamándole a las autoridades competentes sobre la zona «que se dispongan medidas urgentes perentorias para la limpieza e higienización, desinsectación, etc. y además que se tomen medidas de investigación y adaptación en el caso de un depósito de automotores que está apenas 200 metros de las viviendas».

Asimismo, en la Legislatura porteña la diputada Laura Velasco, presentó un pedido de informes al Gobierno de la Ciudad para conocer qué empresas trabajan en la zona, qué plan de saneamiento se está realizando, y si hay alguna participación de los vecinos del barrio en esa planificación.

Antonio Elio Brailovsky, del Observatorio de Derechos Humanos Ambientales de la Defensoría, reflexionó acerca de la creación del Lago Soldati: “Tuvo una finalidad de regulador de inundaciones y nunca les interesó mucho más que los caños allí. Cuando comenzó a llenarse de yuyos alguien pensó en que podía ser un espacio verde, pero desde el vamos no fue pensado así”.

Maribel Galloso, del barrio La Esperanza, señaló la difícil convivencia con el lago por los insectos, alimañas y serpientes presentes en el lugar poniendo el foco en la salud de los vecinos.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Coronavirus